Focus group: 25 miradas sobre
«Políticas Educativas»

Diálogos sobre las políticas educativas en
la escuela que viene

Invitados: Juan Cadillo, Nivia Rossana Castrellón, David Cervera, Juan Martín Fernández, Álvaro Ferrer, Laura Ferrer, Ana Mangas, María Julia Marincovich, Camila Méndez, Jordi Musons, Jordi Plana, David Santos, Patricia Zorrilla, Gabriela Monteros Perugachi

Equipo al mando: Manuela Lara, Nilda Palacios, Silvia Perlado, Lola Delgado, Alicia Villas

Anfitriones: Alejandra Cardini, Paula Coto, Alfredo Hernando, Carlos Magro

Facilitadora: Paloma Moruno

El debate de cómo las políticas educativas afectan en lo cotidiano a la escuela y a sus comunidades educativas ha estado siempre encima de la mesa. En algunos casos, con la petición de las propias comunidades de generar una mayor conexión con su realidad, habilitando un trabajo más cercano y colaborativo con las administraciones. Una conexión que les permita ser más ágiles a la hora de resolver las necesidades de estudiantes, familias, equipos directivos y docentes, en una realidad cada vez más exigente y cambiante. 

Con la irrupción de la pandemia hemos observado cómo las políticas educativas se han visto impactadas por la no presencialidad, la semi presencialidad o la nueva presencialidad, según escenarios locales e internacionales. Ha sido urgente dar respuesta a temas pendientes, y por supuesto a temas que nunca antes en la historia de la educación tuvimos que debatir o planificar con tanta celeridad. Los temas pendientes y los temas emergentes se multiplican para seguir dando sentido a una escuela cada vez más consciente de que el derecho a la educación va mucho más allá de la presencia del alumnado en las aulas.

El objetivo de este quinto Focus Group ha sido comprender mejor cómo abordar los cambios que la pandemia nos ha traído para construir políticas educativas que nos ayuden a generar trayectorias educativas significativas, incorporando medidas y acciones para el desarrollo de la labor de la escuela en un contexto más expandido. Para ello convocamos personas que representan a todos los agentes internos y externos a la escuela, así como la diversidad de situaciones que están viviendo países como Argentina, España, Colombia, México, Uruguay o Perú.

No hay duda de que la etapa de confinamiento ha puesto de manifiesto la gran importancia que la presencialidad tiene en la construcción de aprendizajes en el alumnado, de ahí que algunas administraciones hayan puesto sus esfuerzos en construir soluciones que refuercen esa presencialidad, que por otro lado es muy necesaria para sostener las dinámicas productivas de la sociedad. La escuela reclama esa presencialidad por su valor educativo, sin obviar los retos constantes que supone en este momento y destacando, como se ha hecho en este focus, los nuevos asuntos y los pendientes que desde las políticas educativas se han de atender. Entre estos asuntos se subraya la necesaria reflexión para construir un currículum educativo flexible, que ponga su foco en el desarrollo de la competencia para “aprender a aprender” y que garantice un acceso al conocimiento de un modo diferente; el abordaje de la evaluación de una manera más ambiciosa y coherente con el desarrollo de competencias; la apuesta por un liderazgo de los centros educativos más autónomo que les permita interpretar el currículum desde el conocimiento de quien lo va a recibir.

Añadamos desde la experiencia de los implicados una nueva mirada sobre los asuntos que la pandemia ha destapado, y que incorpora la planificación y el diseño de la enseñanza virtual, la incorporación y retención del alumnado en este nuevo formato, la necesidad de repensar el currículum para que sea accesible e inclusivo y aborde una nueva autonomía del alumnado en este marco de mediación docente. Todas estas cuestiones aparecieron en los diferentes grupos de trabajo y pusieron de relieve acciones para tener en cuenta en el diseño de las políticas educativas inmediatas y futuras.

A continuación compartimos cómo fueron formuladas las preguntas dentro de este Focus Group y las ideas que aparecieron con más fuerza.

¿Qué políticas educativas son necesarias para lograr trayectorias educativas completas y significativas en la post pandemia?

  • Políticas que reconozcan que el derecho a la educación, hoy en día, no se garantiza con la escolarización universal. 
  • Políticas que conecten los tiempos y espacios.
  • Políticas que planifiquen y regulen el trabajo educativo en el entorno educativo virtual, no solo desde el desarrollo de las competencias digitales necesarias para implementarlo, sino también desde su planificación.
  • Políticas que focalicen sus intervenciones en asegurar la retención escolar, la reinserción escolar, la consolidación del derecho a aprender con calidad y por último las trayectorias escolares completas. 
  • Políticas que garanticen el aprendizaje autónomo de los estudiantes, incrementando el trabajo en la competencia “aprender a aprender” desde pequeños. 
  • Políticas que recojan las diversas experiencias de enseñanza virtual durante la pandemia.
  • Políticas que den cabida a la multimodalidad y se adapten al contexto, que teniendo una mirada a las necesidades globales, pongan el acento en atender la diversidad. 
  • Políticas alineadas al lado humano, que permitan capacitar a los docentes en su desarrollo emocional como pilar para el apoyo a los estudiantes.
  • Políticas que acompañen al alumnado y su familia de manera constante, y en especial, cuando se desvinculan o desenganchan de la escuela.
  • Políticas que empoderen a los centros educativos y promuevan el liderazgo de los centros. 
  • Políticas que fomenten y asuman la formación diferenciada en instituciones, docentes y formación en competencia digital. 
  • Políticas que aboguen por la personalización del aprendizaje dentro y fuera del centro escolar y por el empoderamiento del alumnado.
  • Políticas que trabajen desde la colaboración entre los diferentes sectores para construir un nuevo currículum flexible educativo cuyos propósitos educativos estén basados en la innovación, las soft skills y la equidad.
  • Políticas que reconozcan el valor educativo de los distintos agentes del territorio.
  • Políticas que, para su implementación, son pilotadas, analizadas y evaluadas antes de ampliarlas a todos los centros educativos, contemplando que las transiciones en educación son lentas.
  • Políticas que incorporen la necesidad de crear alianzas que aborden brechas sociales y educativas desde propuesta sistémicas y coordinadas.
  • Políticas que focalicen la atención en grupos vulnerables, desde ahí la atención a lo digital en estos contextos y con menos recursos.

La siguiente pregunta que trabajamos fue ¿Cómo fortalecer el proceso de formulación de las políticas educativas para dar respuestas contextualizadas a los desafíos de cada territorio?

  • Dialogando con todos actores implicados (la comunidad educativa amplia) sobre el propósito de la educación en este siglo XXI.
  • Fortaleciendo el rol del docente como agente de cambio, con una fuerte convicción de que todo el alumnado puede salir adelante. 
  • Creando oportunidades. Trabajando con el alumnado desde el reconocimiento de lo que son y explicitando una buena expectativa de su capacidad para alcanzar resultados.
  • Reconociendo el valor educativo que tienen los distintos actores, poniéndolo en valor, y adjudicándoles responsabilidades concretas más allá del curriculum educativo.
  • Abordando de manera efectiva la desigualdad en términos de segregación educativa, dando oportunidades educativas reales a aquellos que no las tienen.
  • Creando, cuidando y manteniendo espacios participativos de discusión de políticas, a distintos niveles.
  • Descentralizando, para promover la autonomía de los centros cumpliendo siempre con los propósitos educativos, con menos procesos burocráticos. 
  • Acompañando y reconociendo, desde el nivel central en cuanto a decisiones que avalen, el trabajo realizado por cada institución, brindándoles la autonomía necesaria.
  • Capacitando en gestión pedagógica, administrativa y de personal a los equipos directivos.
  • Fortaleciendo la educación comunitaria y las redes de cooperación local.
  • Involucrando y empoderando a todos los actores de la educación: directivos, docentes, estudiantes y padres de familias en la definición del proyecto educativo.
  • Dando voz a todos los agentes implicados que son protagonistas. Familias, instituciones, administraciones públicas, asociaciones, centros de día.
  • Generando políticas formativas que acompañen los cambios metodológicos y de nuevos espacios y uso de recursos. 
  • Fortaleciendo la formación inicial y continua de los docentes. Además de estar reguladas por políticas públicas es necesario pensar en una nueva normativa que regule la actividad docente.
  • Creando sistemas de retroalimentación que permitan tener información sobre lo que funciona y no funciona y ofrecer mayor flexibilidad a los centros educativos.
  • Acompañando las políticas educativas de adecuados presupuestos para implementarlas.

Una vez recogidas y analizadas todas estas propuestas y acciones, nuestros invitados se despidieron expresando el agradecimiento y la satisfacción por haber tenido la oportunidad de compartir experiencias desde diferentes realidades y países, comprobando que les ocupan y preocupan las mismas cuestiones. Despedimos este Focus Group con la esperanza de poder capitalizar todas estas ideas en cambios futuros en las diferentes políticas educativas. 

Si te ha gustado, ¡ayúdanos a correr la voz!

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Posts relacionados

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibe en tu email un resumen mensual con las últimas novedades del proyecto

Deja un comentario

15 + 14 =